Inicio Cultura y Urbe Banda Marcial de Caracas, fiel promotora del patrimonio musical venezolano

Banda Marcial de Caracas, fiel promotora del patrimonio musical venezolano

por Haiman El Troudi
0 comentario
Banda Marcial de Caracas, fiel promotora del patrimonio musical venezolano

Reconocida como la primera institución orquestal del país, la Banda Marcial de Caracas es fiel difusora del patrimonio musical venezolano con un repertorio que nos trae la música de antaño, en ocasiones mediante conciertos en homenaje a distinguidos compositores e intérpretes del país.

Creada el 17 de diciembre de 1864 por decreto del presidente Juan Crisóstomo Falcón, este Patrimonio Histórico y Artístico de la Nación comenzó interpretando himnos y marchas militares. Los valses y los temas populares llegaron a su repertorio recién estrenado el siglo XX.

Con el transcurso de los años, el catálogo musical de la Banda Marcial de Caracas se fue nutriendo de piezas patrimoniales venezolanas como Brisas del Zulia, Claveles de Galipán, Dama Antañona, El Reloj de Catedral, El Totumo de Guarenas, Las Bellas Noches de Maiquetía, Madrugada Llanera, el himno Marcha a Caracas, Nuevo Circo y Quinta Anauco, entre muchas otras.

Esplendor de la música militar desde la Guerra de Independencia

La Guerra de Independencia del imperio español constituyó el esplendor de la música militar en Venezuela, cuyo origen data del siglo XVIII. Eran tiempos en los que la musicalización de los códigos de guerra, a través de las bandas marciales, se traducían en órdenes concretas a los soldados en el campo de batalla.

Bandas como la del Batallón de Veteranos y del Batallón de la Reina fueron muy famosas, en especial la primera con la cual Santiago Mariño entró triunfante a Cumaná, en 1813, en el marco de la exitosa Campaña de Oriente.

También en la Guerra Federal las bandas tuvieron un rol importante. De hecho, en ambas conflagraciones las bandas cumplían, además, la función de animar a las tropas. Con el toque de Diana indicaban el momento de iniciar la jornada apenas amanecía, y también anunciaban los triunfos.

Superado el período de la guerra civil, las bandas marciales pasaron a desempeñar un papel más vinculado a las actividades cívicas. Así nació la Banda Marcial de Caracas.

La Marcial es la agrupación musical más antigua del país

La Banda Marcial de Caracas es la agrupación musical más antigua del país. Aunque creada el 17 de diciembre de 1864, sus orígenes se remontan a la Banda de Música Marcial, adscrita al Ministerio de Guerra y Marina.

Fue el presidente Juan Crisóstomo Falcón quien le dio al maestro italiano Albino Abbiati, la responsabilidad de reorganizarla y dirigirla. Destaca que hasta bien entrado el siglo XX, sus directores poseían rango militar efectivo.

Conocida inicialmente como Banda Convención, pasó a Banda Marcial de Caracas poco tiempo después. Popularmente ha sido llamada banda marcial o simplemente La Marcial.

Los caraqueños y su banda se integraron en las retretas

Los primeros pasos de integración entre la Banda Marcial de Caracas y el pueblo caraqueño se dieron en la Plaza Mayor de la ciudad capital, con su participación en los conciertos populares (que en Venezuela son llamados retretas), cuando el director del ensamble musical era el maestro Pedro Elías Gutiérrez.

Estas retretas, que inicialmente eran tres días a la semana, se convirtieron en la cita más esperada de cada domingo, después de la misa, cuando las familias compartían un merecido rato de esparcimiento entre cortos paseos y bailes.

Cumplía la Banda Marcial de Caracas 10 años, cuando le correspondió el honor de participar en las fiestas por la inauguración de la estatua del Libertador, en la plaza Bolívar, en noviembre de 1874. Desde entonces no han cesado sus conciertos en los momentos más solemnes de la capital venezolana.

Misión: Promocionar la música venezolana

De acuerdo a sus estatutos, la misión de la Banda Marcial de Caracas es divulgar la música nacional para “continuar fortaleciendo la trayectoria de los conciertos populares o retretas, así como promocionar la música venezolana a nivel nacional e internacional”.

El progreso de esta agrupación llegó de la mano del masivo apoyo de las y los caraqueños, así como del afán de superación musical de sus directores, entre quienes se encuentran, además de los ya mencionados, Pedro Felice, Antonio Narváez, Horacio Corredor Zerpa, Juan Bautista Carreño, César Viera, Jesús Ignacio Pérez Perazo, Rosa Briceño (primera mujer directora de orquestas) y Ángelo Pagliuca.

El 29 de noviembre de 1983, la Junta Nacional Protectora y Conservadora del Patrimonio Histórico y Artístico de la Nación, distinguió a la Banda Marcial Caracas al declararla Patrimonio Artístico de la Nación.

Conciertos para todos los gustos durante 158 años

Este año, la Banda Marcial de Caracas cumple 158 años en los que ha ofrecido conciertos para todos los gustos, con los más altos estándares de calidad y una inmensa variedad de piezas, de lo popular a lo académico. Homenajes a Alfredo Sadel y al maestro Juan Vicente Torrealba, han sido parte de su repertorio.

El público se ha deleitado con piezas inmortalizadas por Sadel como Incertidumbre, Amapola, Ansiedad, Bella Caracas, Yo Soy Aquel Cantor, Di, El hombre de Hierro, Nocturnal y Desesperanza. Del compositor, ha disfrutado piezas claves de nuestro acervo musical, como Mujer Guayanesa, Catira Rosa Angélica, La negrita, Rosario, Solito con las estrellas y Concierto en la llanura.

La banda caraqueña también ha puesto a bailar a sus seguidores con repertorios de navidad, donde destacan temas de Billo Frómeta y con homenajes a grandes referentes de la salsa, como los puertorriqueños Tito Puente y Ray Barretto, entre los que destacan Odyssey, El Rey del Timbal, Quítate la Máscara e Indestructible.

Los valores tradicionales a través de la música

Afianzar los valores tradicionales a través de la música se ha convertido en una de las misiones más destacadas de la Banda Marcial de Caracas, junto a presentar repertorios que van desde lo sinfónico a lo popular.

Es por ello que La Marcial también ofrece conciertos didácticos en las escuelas. Así niñas, niños y adolescentes conocen piezas del repertorio popular nacional, como Venezuela, Dama Antañona y Alma Llanera, mientras disfrutan de su interpretación en vivo.

Con el mismo objetivo, la Banda Marcial Caracas lleva su música a las diversas parroquias caraqueñas, donde la estrategia es integrar a la comunidad como protagonista del rescate de su identidad musical y sus valores.

 

Con información de Venezuela Tuya, Caracas Retro, Entérate 24 y VTV

Fotos cortesía de Alba Ciudad, MinCi, Entérate 24, VTV, Últimas Noticias y Fundación Banda Marcial de Caracas


No te pierdas

Venezuela crea grandes valores musicales con un inédito sistema de inclusión

Alma llanera, de zarzuela a canción nacional

Las Voces Risueñas de Carayaca siete décadas de alegría navideña

Deje un Comentario

@Copyright 2018-2024 | Haiman El Troudi | Todos los derechos reservados.

Si continuas navegando en esta web, aceptas el uso de las cookies Acepto Leer Más

Política de Cookies y Privacidad